SE CUMPLEN 62 AÑOS DEL MARACANAZO

    Un 16 de julio pero de 1950 la selección de Uruguay ganó la final más apasionante de la historia del fútbol, luego de vencer, contra todo pronóstico a Brasil 2-1 en el Maracaná que albergaba a 220.000 personas (Foto: AFP)

    “Los de afuera son de palo” había dicho el capitán Obdulio Varela a sus compañeros antes de ingresar a la cancha “ellos están en la tribuna y en la cancha somos 11 contra 11” arengaba en “negro jefe”, así fue como la celeste puso el corazón en el campo y humilló a millones de brasileños que daban por descontada la victoria.

    Uruguay arrancó perdiendo y para los brasileños eso era “normal”, se palpitaba la victoria antes de comenzar el juego, hubo fiesta previa y millones de hinchas deliraban con el título… claro, que fue un delirio, porque éste nunca llegó.

    Dos perfectos contragolpes charrúas dejaron mudas a 220.000 almas, Ghiggia y Schiaffino marcaron para los orientales.

    Hubo suicidios tras el partido, millones de brasileños jamás olvidarán esa lección de garra, pasión y humildad.

    Los uruguayos siempre miran con sorna a algún brasileño que comienza a jactarse de sus cinco mundiales ganados…

    Merecido lo tienen los charrúas, asique a conmemorar uruguayos.

    @lostribuneros