MACRI Y MOYANO SE QUEDAN SIN EL CLUB COMUNICACIONES

    La justicia falló a favor del Club Comunicaciones y el dirigente sindical Hugo Moyano, secretario general de la GCT, no podrá adquirir a un precio irrisorio el predio de la institución porteña. El jefe de gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri está involucrado. 167 millones de dólares vale el predio y lo estaban por comprar en apenas 3 millones de la moneda estadounidense.

    Página 12:: La Cámara de Apelaciones en lo Comercial falló contra Hugo Moyano en la disputa por el Club Comunicaciones. Los camaristas revocaron la sentencia del juez de primera instancia, que le había entregado a la Mutual de Camioneros por tres millones de dólares un predio valuado en 167 millones de dólares. Los socios del club, que siempre recelaron de la connivencia de Mauricio Macri con Moyano, festejaron la decisión. “Resulta indispensable, atendiendo el criterio de la Cámara sobre el destino del terreno, que el gobierno nacional intervenga en el salvataje del Club Comunicaciones”, sostuvo la diputada de Buenos Aires para Todos Claudia Neira, quien recordó que “el gobierno de Macri hace bastante tiempo que viene teniendo un nivel de acuerdo amplio con Moyano”.

    Emplazado en el barrio de Agronomía, el Club Comunicaciones fue creado en 1931 y sus primeros socios fueron los empleados del Ministerio de Comunicaciones. El Estado nacional le cedió las tierras al club a través de una ley de 1954. En los noventa, a la privatización del Correo se le sumó una pésima administración, que lo llevó a la quiebra. Lo salvó de la liquidación la ley 25.284, sancionada tras la quiebra de Racing. El destino del club, con una deuda de cerca de 12 millones de pesos, quedó en manos del juez en lo civil y comercial Fernando D’Alessandro.

    El magistrado recibió una oferta del gobierno porteño para pagar la deuda del club y recibir, como contraprestación, seis hectáreas para construir un estadio cubierto. Había sido consensuada entre los distintos bloques legislativos. Pero esta oferta fue ampliamente superada por otra de la Mutual de Camioneros, que conduce Moyano. Previo a las ofertas, hubo un encuentro del ministro de Desarrollo Económico, Francisco Cabrera, con el líder de camioneros. Los socios siempre sospecharon que existía connivencia entre las ofertas. El juez falló a favor de entregarle a Moyano el club tras doce años de lucha de los socios por recuperarlo.

    Los grupos que intentaban salvar al club consiguieron revertir esta sentencia en el fallo de la Cámara. Allí, los camaristas Gerardo Vassallo, Juan José Dieuzeide y Pablo Heredia revocaron el fallo de primera instancia y le ordenaron al juez D’Alessandro que reconstituya el fideicomiso con el que se regía el club, ya sea con los miembros actuales o con nuevos. Lo mismo deberá hacer con el comité asesor del club. El fideicomiso debería prorrogarse por un plazo mínimo de tres años. Sus miembros deberán elaborar en un mes un plan de salvataje.

    Los magistrados advirtieron que, cuando el gobierno de Juan Domingo Perón le cedió los terrenos al club, le dio un destino específico: “Actividades deportivas, sociales y culturales”. Al tratarse de una donación “con cargo”, es necesario respetar las condiciones del donante –razonaron Sus Señorías– y la entrega a Camioneros no garantizaba esto (se llegó a hablar, incluso, de un emprendimiento inmobiliario). Los camaristas indicaron que el fallo del juez D’Alessandro tendía “a ignorar o desvirtuar el cargo impuesto por el Estado nacional”. También le hicieron notar que antes de adjudicar el terreno era necesario oír “la voluntad del Estado nacional”.

    “El fallo lo vemos con optimismo, porque sacamos del medio a Camioneros. Estamos pidiéndole a la Presidenta que nos entregue el club a los socios y no que siga el fideicomiso. No queremos más fideicomisos, porque fue un desastre”, sostuvo Roberto Ruiz, presidente de la Subcomisión de Hinchas del Club Comunicaciones. “Macri ya entregó el club en octubre del año pasado. Fue Cabrera y lo pactó con los camioneros”, sostuvo Ruiz.

    En la oposición porteña, también destacaron la sentencia de la Cámara.

    “Es un fallo histórico en materia de defensa de los clubes. Abre la puerta para que Comunicaciones quede en manos de los socios”, consideró Aníbal Ibarra, del Frente Progresista y Popular. “Creo que, con este fallo, Finocchieto, que es el responsable del fideicomiso de Comunicaciones, debería renunciar de inmediato, ya que no hizo un plan de salvataje”, afirmó el legislador. “Hubiera sido un error irreparable darle el club a Moyano”, consideró la legisladora de Nuevo Encuentro, Delia Bisutti.

    “Lo que habría que plantearse es el salvataje del club, y aquí debería intervenir el Estado nacional. Se trata de 17 hectáreas en un lugar neurálgico, que debe tener un interés deportivo, social y cultural”, remarcó Neira. “La otra discusión que plantea el fallo es que se puede prorrogar el órgano fiduciario. Propone dos posibilidades: reintegrar uno nuevo o mantener el que está. Yo creo que los socios van a pedir un nuevo órgano fiduciario, porque el que estaba llevó a la quiebra al club a partir de una deuda ínfima”, estimó Neira.

    Fuente: Página 12
    Enlace:  http://www.pagina12.com.ar/diario/elpais/1-201572-2012-08-22.html