Ingenuidad japonesa y gol de carambola de Mané

La defensa de Japón jugó contra sí mismos y posibilitó que Senegal abra el marcador al minuto 10; mal rechazo de un defensor nipón de cabeza, en lugar de mandar la pelota al córner rechazó para adentro de su área sirviéndole el balón a un senegalés, luego vino el error del arquero que rechazó para adelante y no para un costado; Mané estaba allí y puso su cuerpo para que la pelota le rebote y así anotó el primer gol.

@lostribuneros