Se hace justicia para el femenino de Estados Unidos; clasificación en Catar les proporciona 6.5 millones

El equipo femenino estadounidense recibirá un fuerte dinero gracias a la clasificación del equipo masculino en Catar 2022. Los ‘gringos’ junto a Inglaterra pasaron a octavos de final, hecho que provoca un ingreso mayor a la federación de ese país. Producto de un acuerdo de equidad de género las chicas se aseguraron la suma de 6.5 millones de dólares.

Nada les llega de arriba a las chicas de Estados Unidos sino que es una cuestión de justicia. Cada vez que ellas juegan llevan entre 40 y 50 mil aficionados, mientras que el equipo masculino la mitad. Ellas son cuatro veces campeonas del mundo (récord), algo que el equipo de varones debe y ni que es incapaz de llegar a grandes instancias en copas mundiales.

Este dinero es progresivo. El 50 por ciento de los ingresos por la Copa del Mundo de Qatar es para el femenino. Estados Unidos facturó 13 millones de dólares hasta ahora desde que entró al torneo hasta este pasaje a octavos de final. El femenino era quien subsidiaba al masculino, hecho que irritaba a las mujeres porque en ese país el fútbol de mujeres tiene una audiencia que ni la MLS que invierte fortunas, no llega ni por las tapas a tener ese arrastre.

En 2021 las chicas se le plantaron a la faderación estadounidense, logrando finalmente un acuerdo a principios de este 2022, indica Daily Mail.

Pero, este dinero puede incrementarse si es que los varones superan a Países Bajos por octavos de final el próximo sábado. 17 millones de dólares entrarían, quedando para las mujeres 8.5 millones de la moneda norteamericana.

Ganar el Mundial sin dudas es el gran negocio porque les quedaría la friolera de 42 millones de dólares, es decir que si Estados Unidos se queda con el trofeo, histórico por cierto, las chicas factuarían 21 «palos verdes».

Fijate en

Abel Ferreira, exitoso técnico de Palmeiras dejó todo en Portugal para hacerse la América

Le preguntaron si estaba loco de irse a América del Sur para probar suerte. Mal …