Ganaron pero no los alcanzó a los uruguayos porque Corea el Sur lo ganó sobre el final

Otro campeón del Mundo quedó por el camino en Catar 2022. La Celeste corazón por fin se acordó de jugar al fútbol, se acordó de atacar y de jugar para ganar dejando de lado la especulación. La oncena de Diego Alonso se despachó con doblete de Giorgian De Arrascaeta sobre Ghana pero de nada sirvió; Corea del Sur dio el batacazo sobre Portugal al vencerlos por 2-1 y se metieron junto a los lusitanos.

Empataron con los surcoreanos en el primer encuentro, puntos que dolieron al final. El increíble juego especulativo y defensivo de Diego Alonso terminó conspirando contra un Team Oriental que pintaba para clasificarse sin mayor problemas.

El penal que el VAR vio contra Portugal fue una vergüenza. Pena que según el jefe de árbitros Pierliuigi Collina terminó calificando como errónea, terminó siendo determinante a la hora de cerrar el Grupo H.

Más allá del error de interpretación de la tecnología, la culpa fue pura y exclusiva de Uruguay. Los Celestes pagaron caros sus pecados de mezquinos ante un mediocre equipo de Corea del Sur, a quien debieron pasarle por encia y a un mediopelo Portugal que tiene a Cristiano Ronaldo jugando los descuentos.

Finalmente, Alonso superó el pavor y puso en la cancha a la estrella del Flamengo, Giorgian De Arrascaeta, hombre que se despachó con un doblete para batir por 2-0 a Ghana; Sergio Rochet, antes, le había parado un penal de esos que solo el VAR vio a favor de los africanos, pero cuando le tocó revisar algo similar para Uruguay lo desestimó tras mirar el monitor.

El plateo puesto en el campo de juego fue por fin ofensivo con De Arrascaeta moviendo las pilas, sacó al veterano y lento Diego Godín para darle lugar a Sebastián Coates, mientras que Rodrigo Bentancur se marchó lesionado pasada la media hora de juego.

En la complementaria los ghanses entraron a atacar, entonces Alonso, en vez de apostar a generar una goleada, para no depender de Portugal, se preocupó más por cambiar piezas en lugar de modificar el esquema tratando de ahogar a los africanos.

Ya más suelto Ghana empujó e hizo trabajar al Chino Rochet y a sus zagueros Josema Giménez y Coates, mientras que el Pajarito Valverde se mostró fastidiado por momentos.

En la faz ofensiva entró sin gloria y con penal «Nico» De la Cruz junto a un Cavani que metió un cabezazo que fue sacado en palomita por Alti-Zigi. Más tarde vino la oportunidad de Agustín Canobbio, pero el maldito gol no llegó nunca.

Corea del Sur en el otro campo de juego faltando cinco minutos dio vuelta el resultado, terminando por 2-1 sobre los lusitanos.

Ahora Los Diablos Rojos de Oriente posiblemente ante Brasil y Portugal sería rival de Serbia, Suiza o Camerún.

Fijate en

Argelia, Senegal y dos novatos a semifinales del CHAN

Entre viernes y sábado el Campeonato Africano de Naciones (CHAN) definió sus semifinales en Argelia. …