Futbolistas de Kenia ayudan en villas de emergencia

0
173

El impacto económico de la pandemia del Covid-19, como suele suceder, afecta a los más pobres; toque de queda en diversos puntos de África y residentes de asentamientos que viven un verdadero infierno en lo sanitario y lo económico.

El hambre avanza con mayor rapidez que el contagio del coronavirus en muchos países africanos, especialmente en Kenya.

Mucho trabajador informal la está padeciendo mientras que los gobiernos, especialmente de países que tienen un desequilibrio social descomunal, toman medidas para favorecer a las clases dominantes cuyas familias se cuentan con los dedos, en desmedro de millones que la están pasando mal.

Entonces, el capitán de la selección keniata, Victor Wanyama, que juega en el Montreal Impact de la MLS y de pasado por Tottenham Hotspur, ha optado por colaborar con la Cruz Roja de su país para, además de prestar su imagen para conseguir ayuda, puso su hombro para trabajar en los barrios marginales de la capital Nairobi.

A través de su Fundación Victor Wanyama, ha donado alimentos, jabones, gel y desinfectantes a los necesitados en los barrios pobres para ayudarlos a mantenerse a flote y garantizar que tengan los más altos niveles de higiene.

“Nuestro papel como futbolistas es desempeñar un papel activo para garantizar que nuestra gente esté bien durante estos tiempos difíciles. Sabemos que los efectos del virus han tenido consecuencias adversas en sus ganancias diarias y necesitamos amortiguarlos hasta que todo esto termine «, dijo Wanyama a CAFOnline.com

Añadió. «Continuaremos extendiendo nuestra ayuda cada vez que se nos solicite hasta que esto termine».

El centrocampista residente en Bélgica, Johannah Omollo, es también otro de los jugadores del equipo de Kenia que se ha acercado a los necesitados comprando alimentos para la gente del asentamiento de Dandora donde creció, a través de su fundación.

“Crecí con la mayoría de estas personas y ahora que estoy en un lugar donde puedo ayudar, tuve que hacerlo. Estamos decididos a garantizar que todos tengan acceso a las necesidades básicas, incluso mientras les exhortamos a que se queden en casa y se mantengan a salvo «, afirmó Omollo.

Su fundación el año pasado ganó el premio al mérito FIFPro, así como el premio comunitario anual de Personalidad deportiva del año de Kenia por su trabajo en ayudar a los necesitados en los barrios marginales de Dandora.

Al mismo tiempo, el defensor Erick Ouma, que vio su debut en la máxima categoría sueca frenado por el virus, también desempeñó su papel al ofrecer asistencia de toallas sanitarias y desinfectantes a varios equipos femeninos en Kibera.

Michel Olunga juega en el fútbol japonés y no quiso ser menos. Donó jabones y desinfectantes para comunidades numerosas de las afueras de Nairobi.

Kenia ha registrado hasta el momento 126 casos positivos del coronavirus. El gobierno prohibió todas las reuniones públicas mientras se aplicaba el toque de queda de 7 a 17 horas.

@lostribuneros

No hay comentarios