Bután y Nepal solidarios contra el coronavirus

0
413

En estos momentos, actuar con rapidez y determinación es más importante que nunca para frenar al máximo la propagación del coronavirus, tal y como proponen la OMS y la FIFA. Las federaciones de fútbol de todo el planeta están divulgando estas medidas, que pueden salvar vidas, y al mismo tiempo proponen sus propias ideas y acciones.

La de Bután es una de ellas. Este reino ubicado al este de la cordillera del Himalaya todavía tiene muy pocos casos de personas contagiadas por coronavirus, pero ha reaccionado rápidamente decretando el cierre de sus fronteras. Pese a que la incidencia aún es muy baja, Bután también se encuentra en estado de alarma. Sus habitantes acatan las recomendaciones y, naturalmente, la economía también se está resintiendo.

La Federación Butanesa de Fútbol ha decidido hacer frente a esta situación y ayudar a la real Fundación Kidu con cinco millones de ngultrum (unos 66.000 dólares estadounidenses).

La real Fundación Kidu de Bután

Fundada en 2009 tras la oleada de donaciones que recibió Bután a causa de las catástrofes naturales

Protege a la población en los ámbitos de la educación, el estado de derecho, la democracia y los medios, el desarrollo económico sostenible y la conservación de la herencia ecológica y cultural del país.

«Si el coronavirus se propaga en Bután, hay que decir que, por desgracia, contamos con muy pocos recursos económicos en nuestro país para combatirlo», señala Ugyen Wangchhuk, secretario general de la Federación Butanesa de Fútbol, a **FIFA.com**. «Por eso hemos querido hacer un donativo a la Fundación Kidu para luchar contra el virus».

Por supuesto, en Bután también se ha suspendido cualquier actividad relacionada con el fútbol, además de los eventos masivos. La Fundación Kidu empleará esta donación en adquirir material médico, así como para proteger a aquellas personas que están pasando por dificultades económicas con motivo del cierre de las fronteras y de otras restricciones.

En una situación muy similar se encuentra Nepal, un país ubicado también a los pies del Himalaya y donde se encuentra el Everest, el pico más alto del mundo. Hasta el momento, apenas se han registrado un puñado de positivos por Covid-19 en el país, pero se han cerrado las fronteras y se han suspendido los vuelos internacionales.

«Es una bendición que todavía no haya habido ninguna muerte», apunta Karma Tsering Sherpa, presidente de la Federación Nepalí de Fútbol, en su charla con **FIFA.com**.

Con el fin de que el país esté mejor preparado de cara a una posible propagación del virus, la Federación Nepalí de Fútbol ha ofrecido al gobierno del país el uso de sus instalaciones para hipotéticas situaciones de cuarentena o cuidado de enfermos. Entre ellas figuran el hotel y las residencias de la federación o el internado femenino construido, entre otros, con medios del programa Forward de la FIFA.

«En estos momentos, el gobierno todavía no necesita estos edificios, pero podrá recurrir a ellos en el futuro en caso de ser necesario», añade Sherpa. «El fútbol también ha parado en nuestro país. Estamos planeando apoyar económicamente una fundación gubernamental para luchar contra el Covid-19. Además, el gobierno también puede hacer uso de nuestras dos ambulancias, financiadas asimismo por el programa Forward de la FIFA».

Con tal de difundir urgentemente las medidas sociales e higiénicas necesarias, la Federación Nepalí de Fútbol ha grabado un vídeo en el que jugadoras y jugadores se dirigen a sus compatriotas.

Fuente: FIFA

Diego Martín Yamus.
diegoanita@hotmail.com.ar   

 @lostribuneros

No hay comentarios