Al Mutawa: «Ansío reescribir los capítulos más gloriosos de Kuwait»

La población kuwaití sigue estando orgullosa de que su selección nacional abriese el camino para poner al fútbol árabe en el mapa de Asia, primero ganando la Copa Asiática 1980 y luego obteniendo una plaza en la Copa Mundial de la FIFA España 1982™, gracias a una generación dorada de jugadores que dejó un legado tremendo para las generaciones futuras.

Cuatro décadas después de aquella histórica participación mundialista, Kuwait está más decidida que nunca a revivir aquellas glorias pretéritas.

“Esa mítica selección fue un motivo de orgullo para Kuwait, y creó una hoja de ruta que las generaciones futuras se esforzaron mucho por reproducir”, afirma a FIFA.com el capitán de Kuwait, Bader Al Mutawa, en una entrevista exclusiva desde su casa en la capital kuwaití, donde está pasando su cuarentena forzada por el COVID-19.

“He visto esos partidos en vídeo y en el canal de deportes de Kuwait; y cada vez que los veo, me emociono y ansío reescribir esos históricos capítulos”.

El prestigioso delantero también habla, entre otros temas, de su trayectoria con la selección y de la fase de clasificación asiática para la Copa Mundial de la FIFA Catar 2022™.

Regreso con fuerza

Al Mutawa, que está disputando su quinta fase de clasificación mundialista, está satisfecho con el comienzo de su selección en el Grupo B. Los Azraq (“azules”) ocupan actualmente la segunda posición por una mejor diferencia de goles que Jordania, a solo dos puntos del líder Australia.

A falta de tres encuentros para Kuwait, el equipo dispone de una buena oportunidad de volver a alcanzar la última ronda clasificatoria.

“Muchos no esperaban que volviésemos con tanta fuerza”, considera Al Mutawa. “Kuwait estuvo suspendida en el camino a Rusia 2018. No participamos en competiciones, y apenas regresamos [en 2019] para torneos regionales como la Copa del Golfo y el Campeonato de Asia occidental. Aun así, conseguimos armar un nuevo equipo capaz de competir”.

“Todavía nos faltan tres partidos; dos contra nuestros principales rivales, Australia y Jordania, y uno contra Taiwan. Eso significa que la oportunidad sigue estando ahí si conseguimos los resultados deseados», continúa.

«Con el aplazamiento de los partidos, ahora tenemos tiempo suficiente para prepararnos. Necesitamos recuperar la forma física, y estoy seguro de que la Federación Kuwaití de Fútbol elaborará un buen plan para que todos estemos preparados cuando se reanuden los clasificatorios”.

La última vez que los Azraq accedieron a la última ronda de las eliminatorias asiáticas fue en el camino a Alemania 2006. “En la primera liguilla lo hicimos bien”, señala Al Mutawa, “pero en la última ronda hubo una competencia feroz. Cometimos algunos errores y, de esa forma, perdimos nuestra oportunidad de clasificarnos».

¿Y ahora? «Ahora tenemos metas más elevadas. Antes de esta campaña clasificatoria, simplemente queríamos estar en la pomada. Pero ahora, al cabo de cinco jornadas, creo que estamos muy cerca. Tenemos que aprovechar esta situación y no desperdiciar las oportunidades”.

Líder y experto

Aunque ya tiene 35 años, Al Mutawa ha sabido mantenerse en forma y se merece con creces el puesto que ocupa en la selección. Aun cuando la plantilla va reponiéndose con savia nueva, las dotes de liderazgo y la experiencia del veterano ariete se han revelado indispensables.

De hecho, ha sido titular en 4 de los 5 partidos del Grupo B y salió desde el banquillo en el otro encuentro, un 0-0 contra Jordania en Amán, lo que pone de manifiesto su importancia.

“Doy las gracias a Alá, porque no hay nada más importante que vestir la camiseta de Kuwait. Siempre quiero servir a mi selección. Por eso trabajo para perfeccionar mi rendimiento físico y así poder imponerme. Pero permíteme dar las gracias a todos los jugadores que me apoyan en el campo. Todos compartimos el mismo objetivo”, subraya.

De momento, Al Mutawa ha marcado 3 tantos, incluido el de la victoria a domicilio ante Nepal (0-1). En lo que va de liguilla, Kuwait ha acumulado la mayor cosecha de goles (17) ex aequo con Irán. “Desde luego, marcar en este tipo de encuentros es importante”, admite.

“Pero ahora estamos concentrados en acumular puntos y determinar nuestro propio destino. Sigue habiendo nueve puntos en juego, e intentaremos sumar la mayor cantidad de ellos que sea posible. Esa será nuestra principal meta cuando se reanuden los clasificatorios”.

En todo caso, en este tramo decisivo de la competición, los jugadores necesitan el consejo de los veteranos. Y dado que ningún miembro de la plantilla luce una experiencia competitiva tan extensa como la suya, Al Mutawa ha de guiar a sus compañeros.

“Todos saben que estamos en el tramo final de este viaje. Cada partido tiene su propia combinación de factores. Son más como finales individuales. Espero una presión adicional, especialmente porque los aficionados anhelan que los Azraq regresen a la última ronda clasificatoria y mantengan vivo el sueño de acceder a Catar 2022″.

«Intentaré compartir mi experiencia con los demás miembros del equipo para que podamos sobreponernos a la presión psicológica y alcanzar un mayor nivel sobre el césped, confiando en el espíritu combativo que siempre ha caracterizado a los jugadores kuwaitíes”.

La historia de su lado

Históricamente, Kuwait puede recurrir a varios antecedentes favorables contra uno de sus rivales directos en el camino a Catar 2022. El combinado de Asia occidental derrotó dos veces a Australia en las eliminatorias de Asia/Oceanía para la Copa Mundial de la FIFA Argentina 1978 (1-2 y 1-0).

Asimismo, los kuwaitíes han gozado de 2 victorias sobre los Socceroos en fases de clasificación para la Copa Asiática, empezando por un 2-0 en la edición de 2007. Luego, de camino a lograr el billete para la fase final de 2011, firmaron un 2-2 en casa tras haber obtenido un vital triunfo por 0-1 en su visita a Canberra.

Al Mutawa recuerda ese encuentro en Canberra como “una de nuestras mejores actuaciones tácticas de esa época”.

¿Cuál era el contexto? “Omán también estaba en nuestro grupo y estaba codo a codo con nosotros. Los cuatro puntos que sumamos en los dos encuentros contra Australia nos ayudaron a clasificarnos. Tras perder en casa contra Omán en nuestro primer partido, teníamos que vencer a los australianos para no comprometer seriamente nuestras esperanzas de clasificación».

Sus recuerdos del duelo son vívidos «Durante el encuentro estuvimos plenamente concentrados y logramos marcar en la parte final del primer tiempo. Envié un balón al área para Musaed Neda, que firmó el gol. Pese a la enorme presión en el segundo periodo, nuestra defensa estuvo inexpugnable, y les creamos problemas a menudo al contragolpe. Yo dispuse de tres ocasiones de gol, pero ninguna se materializó”.

“Ese partido debería inspirarnos para pelear de nuevo en Australia y volvernos a casa con un resultado positivo. Eso nos supondría una inyección de moral de cara a recibir a Jordania en Kuwait. Es un compromiso que esperamos ganar para poder desplazarnos a Taipei con grandes opciones en el último partido”, concluye Al Mutawa.

De sus enfrentamientos contra Jordania, los Azraq han ganado 8 y perdido 5. Si todo va según lo previsto para Al Mutawa y sus compañeros, volveremos a ver a Kuwait en la última ronda clasificatoria tras una larga ausencia, con lo que sus sueños de acceder a Catar 2022 seguirían intactos.

Fuente: FIFA

Diego Martín Yamus.
diegoanita@hotmail.com.ar

@lostribuneros

Fijate en

Aumentos exorbitantes en plataformas para ver partidos en Alemania

Los aficionados al fútbol en Alemania se han visto sorprendidos por un incremento sustancial en …