20 años del inolvidable cañito de Riquelme y el muletazo de Palermo a River

0
485

El 24 de mayo de 2000 será imborrable para la historia de Boca Juniors; 3-0 golearon a River Plate por semifinales de la Copa Libertadores y dejaron a sus acérrimos rivales afuera del torneo y con humillación incluída.

La humillación no sólo fue ese 3-0 sino que, además, lo que sucedió en la cancha; el cañito de pisadita de un majestuoso Juan Román Riquelme al colombiano Mario Yepes y el gol un Martín Palermo que venía de una lesión grave que no estaba entero aún.

Lo que le puso mucho condimento fueron las declaraciones previas del «Tolo» Gallego, entrenador de River por esos tiempos, quien irónicamente dijo que si Carlos Bianchi ponía en el banco a Palermo, él pondría a Enzo Francescoli (retirado hacía unos años ya)

Finalmente Boca terminó como campeón de la Copa Libertadores.

@lostribuneros

No hay comentarios