Suspenden al bombero que fue acusado de quedarse dormido

A veces salir en vivo no es fácil y también saber callarse. Un bombero fue acusado por la televisión de quedarse dormido en plena Bombonera cuando Boca Juniors jugaba por la Superliga ante Vélez. Fue sancionado con cinco días de suspensión.

“Menos mal que no hay nada prendiéndose fuego”, decían en la transmisión mientras un cameraman enfocaba a un bombero presuntamente dormido.

Esto no pasó inadvertido y rápidamente el funcionario fue sancionado por sus superiores. Pero, al menos, quienes lo mandaron al frente, tuvieron la delicadeza de averiguar qué pasó con él y cómo fueron los hechos.

Matías Martin, comentarista de fútbol, relató que el propio Gustavo Botta, protagonista del hecho, se acercó a la radio donde trabaja para dar la su versión de los hechos y contar las consecuencias.

“Agachó la cabeza para mandarle un mensaje a su mujer”, explicó Martin en su programa “Basta de Todo”. Y consideró “injusto” el castigo impuesto al bombero. Sin embargo, el daño ya está hecho y, tanto los relatores, comentaristas y, en especial, directores de cámara deberían reflexionar un poco respecto a estas cuestiones.

@lostribuneros