EFE/Sebastião Moreira

Nacional dio cátedra garra charrúa en Brasil

Los «Bolsos» se plantaron en el Allianz Parque y con dos hombres menos superaron a un desconocido Palmeiras por el Grupo 2. Una pelota en el palo a los 95′ infartó a millones de aficionados. Mal arbitraje del chileno Osses. 

Palmeiras encaraba la tercera jornada de la zona con mucho aire en la camiseta y, no es para menos, porque en la jornada anterior, allí mismo, en el Allianz Arena, superaron a Rosario Central, y antes, habían igualado en Maldonado con River Plate de Uruguay.

Nacional, por su lado, llegaba de «casi» ganarle a Rosario Central, de no ser por ese penal inventado en Arroyito por Larrondo, y de «casi» ganarle a sus compatriotas de River Plate, de no ser por ese gol mal anulado. Esta vez, los bolsilludos se dejaron de «casi» y ganaron a lo grande.

El equipo «porco» tenía el control del balón, la iniciativa y el impulso de su público, y con esos condimentos fue al arco del equipo charrúa en busca del primer gol.  Cristaldo, Dudú y el pibe Gabriel Jesús trabajaban para romper el arco del «Coco» Conde, ex arquero de Atlético de Rafaela.

Sin embargo, los tricolores, con mucha garra y orden, fue al frente y en dos perfectos ataques destrozaron a los porquinhos.

El «Nico» López, intratable como pocos, junto al «Papelito» Fernández tenían locos a los defensores esmeraldinhas, a tal punto, que el «Diente» se mandó un golazo de aquellos a los 38′. Dos minutos más tarde, antes que los anfitriones reacciones, le tocó a Leonardo Barcia dejar sin asunto a Fernando Prass.

Un equipo uruguayo, si no le pone emoción al juego, no es uruguayo; Jorge Fucile, experimentado defensor «bolso», le entró duro a un rival y vio la roja por segunda amarilla, 44′. 

Palmeiras jugaba sucio, pegaba feo y sus agresiones y conducta poco deportiva, quedó impune ante un localista Enrique Osses. En tiempo de descuento Gabriel Jesús no quiso ser menos y anotó un golazo similar al de su rival el «Diente» López. Fueron al descanso.

Para el complemento Nacional no se achicó, ni se descontroló, si bien, como era de prever, perdió terreno y debió resistir la presión rival.

Munúa hizo cambios que le favorecieron y renovaron sus energías. El brasileño Leo Gamalho, reciente adquisición del club, entró al campo a los 88′ por Nico López, pero duró apenas 5′ en la cancha, tras ver la roja directa por una presunta agresión al rival. A nuestro entender fue una dura falta, digna de amarilla, nada más.

Le quedaba una al despechado Palmeiras, la pelota se estaba metiendo en el arco pero, como era la noche de Nacional, pegó en el palo.

Una perlita la aportó el crack Nico López, que al verse enredado en una jugada tiró de taco y por culpa del poste no marcó lo que habría sido el gol de la Copa Libertadores.

Posiciones:

  1. Nacional 5
  2. Palmeiras 4
  3. Rosario Central 4
  4. River Plate 2

@lostribuneros

Fijate en

¡Drama y remontadas en la Copa Libertadores! Liverpool y Palmeiras rescatan puntos agónicos

¡Agonía hasta el último minuto! La tercera fecha del Grupo F de la Copa Libertadores …