Tribunero en Uruguay: Racing unido jamás será vencido

Cuando hay voluntad directriz y existen hinchas con agallas y amor a la camiseta pueden suceder cosas increíbles. Racing de Montevideo nos dejó boquiabiertos.

Uruguay tiene una brecha enorme respecto a los equipos de fútbol. Peñarol, Nacional, Danubio y Defensor Sporting son quienes tienen la sartén por el mango, mientras que el resto de los equipos tienen que luchar para sobrevivir.

Racing, considerado uno de los clubes con mayor arrastre en el balompié charrúa luego de Peñarol y Nacional, sobrevive gracias al esfuerzo casi sobrenatural de sus dirigentes y, por sobretodo, de muchos de sus hinchas.

Formar parte de la hinchada de Nacional o Peñarol es de lo más sencillo, total, estos clubes mueven a las masas y tienen facilidad para conseguir dinero, pero, ser hincha del un club con menos popularidad, es cosa seria.

En enero de 2013 fuimos a hacer una serie de notas a Uruguay, lugar donde tuvimos varios mano a mano con hinchas, quienes nos daban su parecer y su sentir, hasta que apareció Cristhian, un “enfermo” por Racing, que pretendió mostrarnos todo lo referente a su club, con pelos y señales, pero una tempestad nos obligó a cortar la nota y, lamentablemente, al otro día tuvimos que retornar a la Argentina.

Dos años después, pudimos tomarnos la revancha. En aquella ocasión fuimos apenas 2 miembros de Tribunero, pero esta vez doblamos la apuesta y “caímos” con 4.

Nuestro amigo nos pasó a buscar junto a otro hincha del equipo cervecero y emprendimos la marcha hacia el Parque Osvaldo Roberto, su estadio. Durante el viaje, que no fue muy prolongado, pudimos recabar datos suficientes que superan la capacidad de asombro.

Llegamos al Roberto, la casa del Racing, el subcampeón del Apertura uruguayo. Su estadio no tiene nada que ver con el Cilindro de Avellaneda, el Morumbí del San Pablo o el Monumental de Santiago. Se trata de un predio modesto, de baja capacidad, pero con una cancha de excepción.

_DSC0280

Los hinchas comenzaron a contarnos cómo hace para sobrevivir un club menor en Uruguay, y nos pasaron la fórmula para que Racing, equipo que estaba con un pie en la segunda división, acabe segundo en el Apertura, y deje atrás ese odioso fantasma del descenso.

La fórmula, basada en la unión, es la que permite que el club mire con optimismo el futuro. Mientras los directivos trabajan con mucho ingenio y casi sin dinero, los “barras” han formado una agrupación llamada “Anthony Rico”, joven que perdió la vida de manera trágica y que marcó un antes y un después en la institución, encargándose de la labor social, ya que apadrina al hogar de niños “Pájaros Pintados”.

Racing se está proyectando, si bien por ahora no tiene mucho para ofrecerle al socio, tiene algo digno de envidiar: patrimonio propio.

El oído de los actuales dirigentes y la creatividad de sus hinchas es la que está generando el equilibrio necesario para proyectarse como institución. La explotación de las redes sociales y la importancia del contacto con otros seres humanos, hoy en día,  es lo que está convirtiendo a las instituciones en verdaderos referentes. Racing no es ajeno a ello.

Nos contaron, por ejemplo, que los hinchas del club académico, movieron cielo y tierra para conseguir regalos para el Día del Niño 2014, arrancándole una sonrisa a “botijas” que están en situación de pobreza extrema.

Los pibes operan bien a lo cristiano, sin ánimo de caer en el tema religioso, “si tu mano derecha ayuda, que la izquierda no se entere”, aunque en este caso, debería saberse para que el resto de la sociedad tome conciencia y muestre su lado solidario también.

_DSC0274

Yendo al ámbito futbolero, les contamos que el Parque Osvaldo Roberto, ubicado al oeste de la capital oriental, queda apenas a 20’ del centro por autopista

El estadio es modesto, pero tiene mucho corazón y calor. Su capacidad locativa es baja, pero tienen una cancha que es un billar. El alambrado perimetral y la cercanía entre los hinchas y los jugadores, es lo que le pone el condimento necesario a un partido de alto voltaje.

El campo de juego cuenta con un sistema de riego y de drenaje de lo más moderno, por lo que jugar allí es un placer. Esto en parte, se le debe al buen paladar del hincha racinguista, que le gusta ver el balón contra el piso y bien tratado.

Emprendimos hacia el vestuario local. Ese lugar sagrado, que debe ser tratado casi como un templo, deja mucho que desear. La falta de espacio y de confort es el común denominador.

_DSC0310

Luego, pudimos percibir que existen canchas de fútbol 5 en el predio del estadio, pero no hay algún tipo de infraestructura capaz de cautivar al socio en el día a día, fuera de los partidos del fin de semana, que, entre otras cosas, les genere un lucro adicional importante.

El predio de las formativas está muy bien pensado. Existen varias canchas para que los pibes puedan entrenar y, dentro de la modestia, al menos se puede trabajar y seguir fabricando valores.

Es maravilloso saber que los hinchas socios con su cabeza llena de ideas, creatividad y mucho empuje, por fin, sean oídos por los directivos.

Marcelinho Witteczeck

@lostribuneros

Fijate en

¡Atalanta se Corona Campeón de la Europa League y se Une a la Élite del Fútbol Italiano!

El equipo de Bérgamo conquista su primer título continental tras vencer al Bayer Leverkusen por …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *