Tigre destrozó en mil pedazos al “Decano”

Tremenda goleada le propinó el equipo del Pipo Gorosito a Atlético Tucumán; 5-0 acabaron en Victoria por semifinales de la Copa de la Liga. Deberán definir en la cancha del Decano.

Partido por la ida de las semifinales jugado en campo de Tigre. Los matadores precisaban de la victoria para ir a Tucumán a jugar la revancha con Atlético a pujar por un lugar en la final.

El Pipo Gorosito supo leer las cartas escritas por River Plate en el Monumental, cuando le propinó un humillante 4-1 al “Decano”, pero como éstos habían goleado en casa y anotado un gol de visitante, eso les valió para encarar a Tigre en semifinales.

Ricardo Zielinski no supo corregir los errores y defectos de su equipo tras la goleada de mitad de semana.

A base de puro toque, desbordes, juego ofensivo mil por mil, y una defensa bien balanceada, el conjunto Matador se llevó por delante al Decano.

Menossi, tras jugada colectiva, puso la apertura en el marcador cuando iban apenas 15 minutos.

Atlético reaccionó y llegó al empate, pero una posición adelantada clara, les tiró todo por tierra.

Entonces, aprovechando el adelantamiento tucumano y los malos relevos de su adversario el “Fede” González quedó cara a cara con el “Laucha” Lucchetti, pero le quiso pegar de tres dedos y terminó mandándola a las nubes.

Respondía Atlético y salía con todo al ataque. Ellos encontraron espacios también, pero cuando Ramiro Carrera tuvo su oportunidad, la pelota terminó en el travesaño.

Allí, antes del descanso, y nuevamente gracias al juego colectivo y la facilidad que tenían para entrar al área, Cavallaro la clavó.

En el complemento llegaron goles en modo ráfaga. El “Cachete” Morales entró al área y con todo el tiempo y espacio del mundo sorprendió con un fuerte remate cruzado y rastrero, anotando el 3-0. Pero, rapidito, antes de que reaccionen los rivales, de manera similar pero invertida, es decir, por la izquierda, el “Nico” Colazo sacó un remate y estaban 4-0.

El quinto gol lo hizo Cavallaro, también detrás del gol de Colazo, en el minuto 59.

El “Decano”, pese a todo, intentó y generó chances de gol, pero se encontraron con un entonado Marinelli que sacó pelotas hasta con la cara.

5-0 ganaron los matadores y con esa sabrosísima ventaja viajarán a Tucumán con el objetivo de meterse en la final. Meritorio lo hecho hasta ahora, dado a que se trata de un equipo que descendió a la B Nacional.

La revancha será el próximo sábado 25 de mayo. Atlético precisa de un milagro, o dos, para poder ser finalista.

@lostribuneros