Se hizo justicia: Bayern Munich campeón de la Champions League

0
230

Como suele suceder en estos partidos definitivos por torneos europeos ambos clubes entraron a la cancha y tras el pitazo inicial se mandan al área para buscar la conquista. En este caso el enchufado fue el Bayern que se mandó con todo al campo del PSG y no lo dejó salir durante los primeros nueve minutos que fue un monólogo.

Los galos no eran lerdos. Sabían bien que eso iba a suceder, entonces se cerraron. Fueron atentos, no daban una por perdida. Tuchel puso de tapón a Di Maria para que impida las temibles subidas de Davies por el extremo izquierdo.

Si bien la presión era descomunal, Navas no la pasaba mal. De pronto, los franceses apelaron a una fórmula que les sentó bien; el pelotazo largo a la otra cancha, la velocidad de Mbappe y la picardía de Neymar hicieron las suyas.

La primera gran jugada fue Neymar, hombre que no convirtió porque Manuel Neuer se mandó una notable atajada. Tres minutos después replicó Lewandowski estrellando una pelota en el parante.

Entonces, ganando las espaldas de Goretzka y Thiago Alcántara fue que Di María, parado sobre la derecha tuvo una clara jugada que terminó con la pelota en las nubes porque le pegó de derecha. El Fideo jugó por la derecha, lo que le costó horrores porque perdía mucho tiempo a la hora de darse vuelta y sacar un pase o un remate.

El defensor Boateng dejó el campo, lesionado, en el minuto 25. Quemando un cambio para los bávaros.

Navas se mandó una atajada en el minuto 31, luego apareció ante una notable jugada de Gnabry por la derecha.

La presión tuvo un bache con el correr de la primera parte. Fue justo el 0-0 incial.

El complemento fue similar al inicio; Bayern presionando pero más firme. Thiago y Goretzka en el medio seguían firmes, por el centro Müller colaboraba haciendo el ida y vuelta, mientras que por la derecha Gnabry y Coman buscaban el arco y a Lewandowski.

Ahora era un equipo ensamblado, duro, parejo, ante un adversario que tenía jugadores querendones que no llegaba a asociarse. Mbappé a los ponchazos contra toda la defensa bávara cuando salían de contra, Neymar llegaba tarde porque estaba sin piernas, Di María tuvo algún chispazo, puso una muy buena pelota para un compañero y punto, terminó siendo reemplazado.

El mérito fue desde el vamos para los germanos. Pelota jugada por la derecha, cruzada al segundo palo y el francés Coman de cabeza dejó sin asunto a Keylor Navas en el minuto 59.

Manuel Neuer estaba en todas. Cortó un contragolpe de Mbappé por estar fuera del área, a lo líbero, luego bajo los tres palos se portó como un campeón, lo que es.

El 1-0 acabó con el partido. Bayern dominó de palmo a palmo a un equipo francés desordenado, sin alma, que contó con el empeño de los latinoamericanos pero como conjunto no pasó nada.

Flick supo jugar con sus cambios, mientras que Tuchel falló al realizarlos tarde, perdiendo protagonismo en el medio.

Bayern es justo campeón. Ganó bien porque además tuvo esa suerte que tienen los campeones. Sumaron además el 100 por ciento de los puntos.

Sexta Champions League para la historia del Bayern Munich.

Formación del campeón:

Neuer; Kimmich, Boateng (Süle, 25′), Alaba y Davies; Goretzka y Thiago (Tolisso, 86′); Gnabry (Coutinho, 68′), Muller y Coman (Perisic, 68′); Lewandowski.

Gol: Coman, 59′.
Estadio: Da Luz (Lisboa)

@lostribuneros

No hay comentarios