Los «Botijas» se golpean el pecho

No es moco de pavo lo logrado por la «Celeste» en el Mundial de Turquía 2013. La ruleta de los penales les jugó una mala pasada pero ¡que más da! Uruguay está entre los mejores del mundo de nuevo y tiene un gran futuro por delante (Foto: Getty)

Los hermanos uruguayos podrán golpearse el pecho con orgullo por la entrega de estos pibes que dejaron todo en tierras turcas.

Los «Botijas» no trajeron la Copa por esas cosas que tienen los tiros penales; garra, juego limpio, buen trato del balón y lealtad es la imagen que dejaron al mundo.

Uruguay tienen mucha tela por cortar y vemos que el fútbol del vecino país no murió y que el gigante dormido se despertó.

Apenas 3,5 millones tienen los orientales; la cantidad de habitantes de la Matanza o la del barrio Taboâo da Serra de San Pablo. Aunque usted no lo crea, son muy poquitos y la mayoría de la población está compuesta por mujeres y personas mayores de 50 años.

Son una cantera inagotable de valores, cuna de cracks, y un país del tamaño de la provincia de Buenos Aires sigue dando lecciones en una campo de juego.

Sin hacer papelones, llenos de dignidad y orgullo, los botijas se volverán a un país que los está esperando con los brazos abiertos.

Ejemplos a tomar en cuenta diría mi abuela.

Romina Guimaraes

@lostribuneros

 

Fijate en

Preolímpico Hacia: el sudeste es la sorpresa

Se llevan jugadas dos fechas de la Copa Sub 23 de Asia rumbo a los …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *