Junio futbolero, cómo te extrañamos

0
74

Se sabe y se siente cada día en la Argentina y el mundo, que la bendita pandemia de coronavirus nos ha cortado alegrías y placeres de nuestra vida cotidiana. Entre ellas el fútbol activo. Y en el fútbol, la adrenalina que junio nos producía con tanto evento importante, empezando por el Mundial.

Estos días de frío y sol, a veces nublados y con lluvia de variada intensidad, en pleno invierno argentino, nos sentábamos con la familia o amigos provistos de mate y otras menudencias y estábamos enganchados al televisor. Jugaba Argentina, jugaba Uruguay, jugaba cualquiera que nos interesara, fuera Alemania, España, Francia, Honduras o Egipto. Comentábamos con la gente nuestra en casa, por teléfono o celular con otros y en la calle o trabajo con ocasionales. Qué decir los periodistas, que corríamos del a tele a la computadora y viceversa para cubrir acontecimientos de diversa magnitud.

Quién no recuerda el junio 78 de la Selección campeona. El 82 de España y Paolo Rossi. El 86 de Diego y sus goles del siglo, más la epopeya argentina en México. La Eurocopa de 1988 con Holanda campeón. El inolvidable Italia 90 que estamos repasando. Las Copas América de Basile en el 91 y 93. La milagrosa Dinamarca del 92. La frustración albiceleste de Estados Unidos 94 y la revancha de Brasil. El junio 95 de Uruguay campeón de la Copa América y la mano de Tulio ante Argentina. El bicampeonato de la Sub 20 de Pekerman en Malasia. Francia 98 y las idas y vueltas de los de Passarella.

Y las firmas siguen. Otra gran faena de Pekerman con Saviola y D’Alessandro en el Mundial juvenil 2001. El pentacampeonato de Brasil en corea-Japón 2002. Grecia campeón de Europa 2004 e Italia tetracampeón del mundo en 2006. Messi el mejor del Sub 20 de Holanda 2005 y Agüero de Canadá 2007. La excelsa España barcelonista exitosa de todo. Otro título celeste en la América 11 acá. Brasil 2014 con el 1-7 local y La derrota nacional agónica con Alemania. Otras dos finales perdidas ante Chile en la copa regional. Cristiano Ronaldo consagrado con Portugal en la Euro 2016. La tremenda Francia de Rusia 2018. La no muy limpia conquista de Brasil de su Copa América en 2019.

A este rosario de fútbol trascendente podemos agregarle las definiciones de Copa Libertadores, Primera, ascensos o las infartantes promociones como Gimnasia-Rafaela de 2009, qué hablar del descenso de River en 2011. También podemos sumarle la Copa Confederaciones, la de Oro de la CONCACAF, la Africana de Naciones, el Mundial femenino o los Sub 20. Siempre mezcladas con mate, estufa, familia, Día del Padre, abrigos extremos en la calle, algún calor raro como un par de tardes de 1997 que  hicieron 29 grados. Pero sea como sea, este virus nos detuvo esa bella historia aparte de junio y el gran fútbol. Y cómo se extraña, gente tribunera.

Diego Martín Yamus.
diegoanita@hotmail.com.ar

@lostribuneros

No hay comentarios