Clásico uruguayo bajo amenazas

El clásico que deberán jugar los representativos de Cerro y Rampla Juniors por la última fecha del Apertura de Uruguay, arrancó con amenazas por parte de los barras del conjunto cerrense.

Pintadas aparecieron en la sede del conjunto Picapiedra donde, además de amenazar a la hinchada, apuntan contra el entrenador Luis López el “Ronco”.

Las autoridades orientales en un momento evaluaron jugarlo a puertas cerradas, mientras que la directiva ramplense solicitó que el juego sea cambiado de día, sin embargo, desde el Ministerio del Interior, dieron garantías para que la puja se lleve a cabo en el Monumental Tróccoli, ubicado en oeste de la ciudad de Montevideo, este domingo a las 15:30 horas.

@lostribuneros