Aguirre se mostró contradictorio y hay bronca en Peñarol

El ídolo de Peñarol, Diego Aguirre, había informado tiempo atrás que no arreglaría con el club hasta después de las elecciones para que no hayan inconvenientes en lo político de cara a las elecciones, pero 48 horas antes del sufragio, pateó el tablero y confirmó que aceptaría retornar a la dirección técnica del club si el oficialista Juan Pedro Damiani es elegido nuevamente. La oposición explotó.

La «Fiera» como es conocido por los hinchas carboneros, volvería al club si Damiani es reelecto, además, el hombre que logró llevar al equipo a la final de la Copa Libertadores, tras 24 años, en 2011, tendrá un cargo mayor, ya que será director deportivo.

Los opositores del popular club consideran esto un «golpe bajo» por parte de Aguirre y el oficialismo. Esta decisión podría desviar el rumbo de las elecciones del club uruguayo.

@lostribuneros

 

Fijate en

El Beto Pascutti, símbolo de El Porvenir y del ascenso argentino

El fútbol de ascenso en la Argentina ha llegado mucho en la gente a través …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *