Arsene Wenger, un perdedor con el celular de Dios

El entrenador del Arsenal de Inglaterra, Arsene Wenger, hartó a la afición de los gunners, sin embargo, lleva casi 22 años al mando del primer equipo. Dos años atrás la afición exigía que el técnico y manager debía marcharse, sin embargo, tras mucho ruido, idas y vueltas, hasta que finalmente firmó y se quedó.

Nada gana el conjunto de londinense; eliminados de la FA Cup ante un equipo de la segunda división como lo es Nottingham Forest, vencido en la fina de la Copa de la Liga ante el Manchester City, y sextos, muy lejos de éstos últimos en la Premier League, ha cansado a los hinchas.

Pero, parece que el francés es intocable y, hasta da la sensación de que es el dueño de la institución.

13 triunfos lleva en esta edición de la Premier, 6 empates y 10 derrotas; 45 puntos acumula y está a 33 puntos del Manchester City; 52 goles lleva anotados en 29 jornadas, pero recibió 41 goles.

Los seguidores comenzaron a meter presión y exigen que Wenger sea despedido. El club coquetea con que si, o no, pero hasta ahora todo queda por esa.

@lostribuneros