Liverpool le rompió el invicto al City con una “casi” goleada

25

Partidazo en Anfield que acabó con siete goles; 4-1 llegó a ponerse Liverpool, pero terminó pidiendo la hora para no ser empatado. Jornada 23 de la Premier League que deja a un Manchester City sin invicto.

No había que ser un experto en el tema del fútbol para prever de que el Liverpool y Manchester City iban a dar un espectáculo de aquellos en Anfield. Uno para recuperar terreno y pujar por un lugar en Champions, el otro para quedar a pasitos del título y de manera invicta de ser posible. Ese panorama era el que ofrecían en la previa ambos equipos y que luego plasmaron de manera espectacular en la cancha.

Jürgen Klopp es de los pocos entrenadores en el mundo que le conoce las mañas a Pep Guardiola y que sabe sacar réditos de ella. Con un planteo simple pero con futbolistas muy bien preparados los Rojos se alzaron con una victoria que no terminó siendo goleada porque la defensa que tienen es lastimosa.

Enchufados y con la pierna firme y dispuesta a romper con el toquecito cansino de los equipos de Guardiola el Liverpool comenzó a hacer de las suyas.

Iban apenas 8′ cuando un ataque en profundidad, nacido desde la propia área del local acabó en un verdadero golazo de Oxlade-Chamberlain. El futbolista entró a todo vapor desde el medio campo dejando a dos “ciudadanos” por el camino para luego sacar un zarpazo cruzado desde casi el vértice del área, poniendo las cosas 1-0.

Liverpool ahogaba y no dejaba al conjunto de Pep tocar la pelota. Tampoco les deban espacios para que sus figuras se conecten. La precisión era tal que el segundo estaba al caer, sin embargo, el City apeló a las individualidades y Walker cruzó una pelota del lateral derecho hacia la banda izquierda que fue bajada con el pecho por parte de Sané, este entró al área como perico por su casa y mandó la pelota contra el palo del arquero, algo imperdonable para el alemán Karius. 1-1 se fueron al descanso.

Daba para creer que Guardiola iba a cambiar el libreto para dejar de ser sorprendido por el rival en el complemento. Sin embargo, Liverpool entró mucho más afilado aún y en el minuto 59, jugando con las groserías de una frágil defensa “ciudadana” Roberto Firmino cuerpeó a un defensor, le ganó la posición y, como buen brasileño, se la picó por encima a su compatriota Ederson Moraes; 2-1 se imponían.

El baile era tremendo. Desesperaba Pep ante un rival sorprendente. Garra y mucho corazón puso el astuto Liverpool y, otra vez, aprovecharon un error defensivo del rival para poner el tercero. Error de un defensor que pretendió despejar el balón, ingreso de Salah como una tromba para servirle el balón a un Sadio Mané que tuvo tiempo para acomodar la pelota, pensar y sacar un tremendo remate para aumentar cifras.

Si con el 3-1 el partido estaba prácticamente liquidado, llegó el cuarto del egipcio Mohamed Salah, hombre que aprovechó salida con el pie fallida del arquero Ederson, quien le sirvió la pelota y éste se la colocó por encima, poniendo las cosas 4-1, y ahora daba para decir “partido liquidado”.

Claro, con equipos de la magnitud de los que dirige Guardiola jamás hay que dar nada por liquidado hasta que apaguen las luces del estadio y cierren la puerta. El City nunca desistió del toquecito cansino y gracias a esto logró tocarle en el área al rival logrando achicar a 4-2 al minuto 84 por medio del ingresado Bernardo Silva.

El referí adicionó cuatro minutos. Liverpool no supo como ceder a la presión que ejercían los celestes y, otra vez, con toquecitos dentro del área, y en la puerta del área chica el futbolista alemán Gundogan la paró con el pecho y puso el 4-3.

Había tiempo para más porque los locales no eran capaces de hacer a la “sudamericana”, es decir, revolear la pelota lejos y presionar en el área rival para que éstos no puedan llegarles al área. Tiro libre peligroso entre el borde del área grande y la banda lateral, cabezazo en palomita del “Kun” Agüero y pelota afuera por poco.

Finalmente, con un susto de aquellos, ganó el Liverpool. El City se quedó sin invicto y ahora la distancia con el Manchester United es de 15 unidades y hasta podría disminuir si el lunes éstos vencen al colista Stoke City.

Formaciones:

Liverpool 4
Karius; Gómez, Matip, Lovren y Robertson; Oxlade-Chamberlain, Can  y Wijnaldum; Salah, Firmino y Mané. DT. Jürgen Klopp.

Cambios: Milner x Can, 79′; Lallana x Salah, 88′; Klavan x Mané, 90+4′.
Goles: Oxlade-Chamberlain, 9′; Firmino, 59′; Mané, 61′; Salah, 68′.

Manchester City 3
Ederson Moraes; Walker, Stones, Otamendi y Delph; De Bruyne, Rosa y Gundogan; Sterling, Agüero y Sané. DT. Pep Guardiola.

Cambios: Danilo x Delph, 31′; Bernardo Silva x Sterling, 71′.
Goles: Sané, 40′; Bernardo Silva, 84′; Gundogan, 90+1′.

Estadio: Anfield (Liverpool)

Posiciones, jornada 23.

  1. Manchester City 62 pts.
  2. Manchester United 47
  3. Liverpool 47
  4. Chelsea 47
  5. Tottenham Hotspur 44.

@lostribuneros