HOY UN ENTRENADOR PODRÍA QUEDAR DESEMPLEADO

     

    River Plate espera en el Monumental a Racing Club por la jornada 8 del Torneo Inicial en un partido clave; el millonario todavía no sabe lo que es ganar de local desde que ascendió, mientras que Racing es una caja de pandora. Los entrenadores de ambos equipos están al borde del despido.

    Télam:: BUENOS AIRES.- River Plate, que acumula cuatro partidos sin triunfos, y con incógnitas respecto de la continuidad del entrenador Matías Almeyda, recibirá a Racing Club, que arrastra dos caídas seguidas, en uno de los cuatro partidos a jugarse hoy por la octava fecha del torneo Inicial.

    El clásico más antigüo del fútbol argentino se desarrollará desde las 15.10 en el estadio Monumental de River, ubicado en el barrio porteño de Núñez, será arbitrado por Pablo Lunati y lo transmitirá la Televisión Pública.

    River, ascendido este año, cosechó 9 puntos y arrastra una racha adversa de tres empates y una derrota, la que sufrió el fin de semana pasado ante Vélez (2-0). En tanto, Racing tiene 11 unidades y viene de perder con Belgrano (1-0) en Córdoba y ante Estudiantes (1-0) en Avellaneda.

    La falta de triunfos y el bajo nivel de juego, con excepción de lo que mostró el `millonario` en el primer tiempo ante Newell`s en el empate de hace dos fechas (3-3), pusieron en `jaque` al ciclo de Almeyda, cuestionado por sus constantes cambios de nombres y esquemas, y también por su escasa tendencia a la autocrítica.

    Las dudas sobre la continuidad del entrenador motivaron a la reaparición ante los medios del presidente riverplatense Daniel Passarella, quien salió a respaldar el ciclo aunque no de manera muy convincente, lo que resalta la importancia del clásico ante la “Academia” con miras al futuro.

    Almeyda nuevamente cambiará nombres y esquema táctico, ya que dejará de lado el 4-3-3 de los dos últimos partidos y pasará aun 4-4-2 que le ofrezca mayores seguridades. Además ingresarán Germán Pezzella, Leonardo Ponzio, Martín Aguirre y Diego Martínez por Luciano Abecasis, Ezequiel Cirigliano, Rodrigo Mora y Ramiro Funes Mori.

    Los cambios obligados son las salidas del mellizo Funes Mori por expulsión y el uruguayo Mora por lesión; y los tácticos son el regreso de Ponzio como volante central tras cumplir una fecha de suspensión, y la exclusión del lateral Abecasis, de flojísima tarea en Liniers.

    El nuevo esquema implicará el debut de un lateral clásico como Martínez (sólo jugó un partido por Copa Argentina) y el cambio de puesto de Maidana, quien dejará la zaga central y pasará al costado derecho, una posición que conoce porque ahí lo ubicó Miguel Russo cuando era técnico de Boca, club en el que debutó en primera división.

    Por su parte, Racing tampoco vive días tranquilos ya que la ilusión que generó en sus hinchas el arribo de jugadores con nombre y trayectoria, comenzó a decaer a medida que llegaron las derrotas y las malas actuaciones, aunque el director técnico Luis Zubeldía no es tan cuestionado como el `Pelado` Almeyda, al menos por el momento. La `Academia` tendrá dos variantes para el clásico, ya que ingresará el muy solicitado delantero Luciano Vietto, autor de los tres goles en el último triunfo del equipo, frente a San Martín de San Juan (5ta. fecha), saldrá Gabriel Hauche, y jugará el zaguero uruguayo Leonardo Migliónico en lugar de Claudio Corvalán.

    Migliónico integrará la zaga central junto a Fernando Ortiz, y la salida de Corvalán, un lateral clásico, motivará que Matías Cahais se corra al costado izquierdo.

    Racing padece la anemia goleadora de José Sand, quien aportó su cuota por duplicado en el triunfo sobre Independiente (2-0) en el clásico de Avellaneda, pero antes y después de ese partido de la tercera fecha no estuvo ni siquiera cerca de anotar, amén de los dos penales que falló en su estreno ante Atlético de Rafaela. Si Sand recupera su olfato, Vietto concreta lo que insinuó y Ricardo Centurión se dedica a jugar y no a discutir con los rivales, Racing puede cantar victoria. (Télam)