Fútbol olímpico hacia atrás: Argentina de oro, Uruguay de vuelta

AP Photo/Petr David Josek

En Atenas, en los modernos Juegos Olímpicos de Grecia, Argentina llegaba con fracasos e ilusiones a cuestas. Conducido por Marcelo Bielsa, venía con el fracaso de su derrota en Atlanta 96 ante Nigeria y, más aún, la humillante eliminación de Sydney 2000 en el Preolímpico con Chile. Justamente ante los trasandinos se tomó revancha por 2-1 y en el verano, obtuvo el último Preolímpico de la historia y se clasificó. Esas eran sus ilusiones, tanto futbolísticas como de por fin ganar una medalla de oro para el país tras 52 años, aquella de los remeros Capozzo y Guerrero en Helsinki 52. Era el promocionado “último título que le falta al fútbol argentino”. Y allá fueron los albicelestes, encabezados por Carlos Tévez, el surgiente crack de Boca Juniors, que ya conocía ser campeón del mundo pero con su club, en 2003 en Japón. Aparte, figuras como Roberto Ayala y Gabriel Heinze (mayores de 23), Coloccini, Nicolás Burdisso, Mascherano, D´Alessandro, el Chelito Delgado, Luciano Figueroa y Javier Saviola iban por el esperado triunfo, en un torneo sin grandes candidatos, Brasil y Uruguay afuera en la previa y sólo Italia y algún africano, Ghana tal vez,  como nombres importantes.

Tras pasar cómodamente la primera fase y los cuartos, Argentina se encontró con la Italia de Chiellini, Pirlo, De Rossi y Gilardino, a quien goleó y llegó a la final con el inesperado Paraguay, de gran campaña con José Saturnino Cardozo y Carlos Gamarra como estandartes. Y el 28 de agosto, aquella madrugada argentina, 10 de la mañana griega, un horario rarísimo, Tévez marcó a los 18 minutos y la Selección ganó su primer oro y primero para el deporte argentino tras la del 52, anticipando una jornada gloriosa que luego concluiría la generación dorada del básquetbol. Carlitos fue el goleador con 8 tantos. Italia se llevó el bronce sobre el sorprendente Irak, mientras que ni los africanos ni los otros asiáticos figuraron. Tiempo después, Bielsa se quedaba “sin energías” según sus palabras, y renunciaba tras un 3-1 a Perú en Lima por las eliminatorias de Alemania 2006.

Cuatro años más tarde, la CONMEBOL decidió por falta de tiempos cambiar el sistema de clasificación y tirarle la presión de ser olímpicos a chicos menores de 20 años, que en el Juventud de América de cada verano se jugaban tal responsabilidad. Brasil entró con holgura, pero Argentina no lo logró hasta el último minuto de su encuentro ante Uruguay, con aquel cabezazo de Lautaro Acosta que le dio el segundo lugar y lo llevó a Pekín, China. Con Lionel Messi a la cabeza, más Riquelme, Agüero, Romero, Gago, Mascherano y Di María, el conjunto de Sergio Batista hizo un recorrido similar de sólido al de 2004, eliminando al Brasil de Marcelo, Ronaldinho  y Alexandre Pato en semifinales y, en el partido por el oro, tomándose revancha del 96 y ganándole a Nigeria 1 a 0, con la hermosa definición de Di María. Los brasileños, que hasta estos días aún no ganaron el torneo, se llevaron el bronce y Bélgica fue la sorpresa, dejando afuera a Italia y siendo cuarto.

Para 2012 Argentina volvió a sus tiempos de frustración. Ya sin sus formadores de juveniles, inexplicablemente dejados cesantes por la AFA, el Sub 20 no pudo entrar a los Juegos por diferencia de gol, por lo que Brasil y Uruguay se clasificaron. Los celestes, con aquel gran equipo de Juan Berzeri, con Diego Polenta, Camilo Mayada y Matías Vecino, autor del histórico triunfo ante Argentina que les dio el pase, volvieron así tras su doble gloria de 1924 y 1928.

Sin embargo, los uruguayos, ahora representados por Campaña, Matías Aguirregaray, Rolín, Coates, Arévalo Ríos, Lodeiro, Viudez, Gastón Ramírez, Abel Hernández  y nada menos Luis Suárez y Cavani, se fueron rápido en la primera ronda, perdiendo su invicto olímpico con su derrota 0-2 ante Senegal, además de vencer 2-1 a Emiratos Arabes Unidos con mucho lío y caer ante el curioso once de Gran Bretaña, que regresó tras sus inicios pero no pasó de los cuartos de final. El campeón fue México, en brillante campaña ratificando su momento en juveniles, venciendo al Brasil de Neymar en la final, mientras Corea del Sur conquistó una relevante medalla de bronce, superando a Japón. La decepción, aparte de Uruguay, fue la de España, que con sus canteranos de lujo no pudo pasar la fase inicial, fue derrotado por Japón y Honduras y no marcó un solo gol.

Las mujeres siguieron con su certamen, que de ocho países aumentó a 10 en Atenas 2004 y 12 desde Pekín 2008. Estados Unidos siguió arrasando como gran potencia en la rama, ganando todos los oros hasta hoy salvo aquél de 2000; de esas tres consagraciones, curiosamente, dos fueron en suplementario. Argentina jugó por primera vez en 2008, yéndose rápido con tres derrotas, y Africa apareció primero con Nigeria y luego con dos países, como Camerún y Sudáfrica en 2012.

Ahora, un nuevo capítulo del fútbol en los Juegos Olímpicos está por comenzar. Allá van a Río de Janeiro 16 conjuntos de hombres y 12 de mujeres, buscando escribir más páginas de este libro de antología. Porque la gloria olímpica también se siente en el fútbol.

LAS FINALES ENTRE 2004 Y 2012

Juegos Olímpicos de Atenas, 11 al 28 de agosto de 2004

28 de agosto de 2004, Argentina 1-0 Paraguay

ESTADIO: Karaiskaki. ARBITRO: Kyros Vassaras (Grecia).

ARG: Lux; Ayala, Coloccini, Heinze; Luis González, Mascherano, Cristian González, D´Alessandro; César Delgado(Clemente Rodríguez 76´), Tévez y Rosales. DT. Marcelo Bielsa.

PAR: Diego Barreto; Martínez, Manzur, Gamarra, Esquivel (Julio González 74´); Giménez, Enciso (Díaz 63´), Edgar Barreto (Cristaldo 72´), Torres; Figueredo y Bareiro. DT. Carlos Jara.

GOL. 18´ Tévez (A).

EXPULSADOS. 66´ Martínez (P), 82´ Figueredo (P).

 

Juegos Olímpicos de Pekín, 7 al 23 de agosto de 2008

23 de agosto de 2008, Argentina 1-0 Nigeria

ESTADIO: Bird´s Nest. ARBITRO: Viktor Kassai (Hungría).

ARG: Romero; Zabaleta, Pareja, Garay, Monzón; Gago, Mascherano, Di María (Banega 88´), Riquelme; Messi(Lavezzi 83´) y Agüero (José Sosa 79´). DT. Sergio Batista.

NIG: Vanzekin; Okonkwo, Apam, Adeleye, Adefemi; Ajilore, Kaita, Okoronkwo (Anichebe 64´), Isaac (Ekpo 70´); Obinna y Odemwingie. DT. Samson Siasia.

GOL. 58´ Di María (A).

 

Juegos Olímpicos de Londres, 26 de julio al 11 de agosto de 2012

11 de agosto de 2012, México 2-1 Brasil

ESTADIO: Wembley. ARBITRO: Mark Clattenburg (Inglaterra).

MEX: Corona; Israel Jiménez (Vidrio 81´), Salcido, Mier, Chávez; Herrera, Aquino (Ponce 57´), Enríquez, Reyes; Fabián y Peralta (Raúl Jiménez 86´). DT. Luis Tena.

BRA: Gabriel; Rafael (Lucas 85´), Thiago Silva, Juan Jesús, Marcelo; Rómulo, Sandro (Alexandre Pato 71´), Alex Sandro (Hulk 32´), Oscar; Neymar y Leandro Damiao. DT. Mario Menezes.

GOLES. 1´ Y 75´ Peralta (M), 90´ Hulk (B).

 

LAS FINALES DEL FÚTBOL FEMENINO, 2004 A 2012

Juegos Olímpicos de Atenas 2004

26 de agosto de 2004, Estados Unidos 2 (Tarpley 39´, Wambach 112´) – Brasil 1 (Pretinha 73´) (en tiempo suplementario)

 

Juegos Olímpicos de Pekín 2008

21 de agosto de 2008, Estados Unidos 1 (Lloyd 96´) – Brasil 0 (en tiempo suplementario)

 

Juegos Olímpicos de Londres 2012

9 de agosto de 2012, Estados Unidos 2 (Lloyd 8´ y 54´) – Japón 1 (Ogimi 63´)

Diego Martín Yamus
diegoanita@hotmail.com.ar

@lostribuneros