Brasil bailó samba en pleno Centenario

La Canarinha con clase y autoridad se impuso por goleada ante un aguerrido Uruguay en lo que fue un partidazo. Naymar anotó un tremendo golazo y Paulinho un triplete. Cavani había abierto al noveno minuto. Eliminatorias Rusia 2018.

Un deleite fue este partido entre uruguayos y brasileños por eliminatorias rumbo al Mundial de Rusia. Por la jornada 13 el líder, dirigido por Tite, viajó a Montevideo para jugar ante su escolta que lo esperaba con el objetivo puesto en el triunfo.

Una batalla táctica se presentó en la cancha del mítico Centenario. Brasil que se atrincheró en su zona y buscó los claros dejados por Uruguay; los charrúas apelaron a su garra y su localía para maniatar a unos brasileños que se la jugaban de contra.

Brasil avisó al cuarto minuto de juego, errando un gol increíble. Uruguay, siendo más que una canarinha que estaba estudiando a su adversario, encontró un gol tras un error garrafal de Marcelo, quien pretendió darle el balón con el pecho a Alisson, Cavani que estaba allí aprovechó la volada e intentó robar el balón, y al arquero brasileño no le quedó otra que derribarlo. El propio Cavani de penal puso las cosas 1-0.

El tanto uruguayo enervó a Brasil y con el aliento de su público los orientales fueron por el segundo. La propuesta de la verdeamarela era esperar agazapados y salir de contra aprovechando en hueco que dejaba la celeste entre el mediocampo y la defensa.

En el mejor momento de Uruguay, un contragolpe a todo vapor, una pelota puesta para un Paulinho que a la carrera y fuera del área, clavó el balón en un ángulo y estaban 1-1.

Neymar debió haber electrocutado a sus marcadores porque estaba tremendo. Nadie lo podía parar. Corría, eludía, se cambiaba de posición, sorprendía y habilitaba a sus compañeros.

Uruguay por su parte no fue menos ni ahí. Con el “Pato” Sánchez y Arévalo Ríos buscaban los balones, mientras que el “Cebolla” Rodríguez y Rolan trataban de empujar. Trataron de entrarle a Brasil con pelotazos y bombardearon por arriba, pero Tite tenía todo estudiado y el fondo respondió.

El complemento arrancó con un Brasil que simulaba estar conforme con el empate y con un Uruguay que no quería empatar, sino que iba al frente, sin embargo, un sorpresivo gol de Paulinho, quien aprovechó un empate cedido por Martín Silva, terminó en el inesperado 1-2.

Este gol movilizó a los uruguayos quienes perdieron el control desde el banco de suplentes; Tabárez sacó a Rolan y puso a Stuani, para buscar el 2-2, pero de contra Neymar le tiró un sombrerito a Silva se mandó uno de los mejores goles de las Eliminatorias, ya estaban 3-1.

Tabárez sacó al “Pato” Sánchez, motor del equipo por el sector derecho, y en su lugar mandó al atacante Abel Hernández, haciéndole las cosas más sencillas a los brasileños. El juego acababa y en tiempo de descuento, con el pecho, anotó Paulinho su tercer gol y el 4-1.

Brasil quedó virtualmente clasificado a Rusia ya que alcanzó los 30 puntos. Uruguay se clavó en los 23 y sigue como escolta pero los de atrás le van respirando en la nuca.

Formaciones:

URUGUAY 1
M. Silva; M. Pereira, Coates, Godín y G. Silva; Arévalo Ríos y Carlos Sánchez (Hernández, 77′); Rolán (Stuani, 58′), Vecino y Rodríguez; Cavani. DT: O. Tabárez.

Gol: E. Cavani 9′, de penal

BRASIL 4
Alisson; Dani Alves, Marquinhos, Joâo Miranda y Marcelo; Casemiro; Philippe Coutinho (Willian, 86′), Paulinho y Renato Augusto (Fernandinho, 82′); Neymar y Firmino (Diego Souza, 89′). DT. Tite.

Goles: Paulinho 19′, 52′, 90’+2; Neymar 74′.

Estadio: Centenario
Eliminatorias Rusia 2018.

@lostribuneros