BOCA SIGUE SIN JUGAR A NADA Y APENAS EMPATA

    Los xeneizes siguen sin jugar a nada y apenas empataron con San Martín de San Juan en la Bombonera 1-1. Los sanjuaninos jugaron gran parte del partido con 10 y no pasaron zozobra. Schiavi cometió un penal y no fue expulsado, además malogró un tiro desde los once pasos y fue el autor del empate.

    Télam:: Boca igualó 1 a 1 con San Martín de San Juan en La Bombonera, pese a que jugó 52 minutos con un jugador más. Bogado anotó de penal para la visita, mientras que Schiavi marcó el empate.

    El elenco sanjuanino, que pugna por evitar los puestos de descenso (de hecho hoy es uno de los equipos que retrocedería a la B Nacional, junto a Independiente y Unión de Santa Fe), se puso en ventaja a los 34m. del primer período, con un penal convertido por Mauro Bogado.

    El capitán Rolando Schiavi, después de haber desperdiciado un tiro desde los 12 pasos (en esa jugada llegó la apuntada tarjeta roja al delantero `verdinegro`), estableció la igualdad definitiva, cuando se cumplía tiempo de descuento en el primer período.

    El público xeneize se pronunció en la Bombonera una vez finalizado el partido y a modo de Cabildo Abierto desgranó el clásico “Riquelme, Riquelme…”, añorando la ausencia del estratega boquense, que decidió alejarse de la entidad, una vez terminada la Copa Libertadores de América.

    En la primera parte, Boca exhibió la misma imagen híbrida que lo acompañó durante los últimos partidos.

    El equipo de Falcioni mostró falta de criterio para elaborar juego, demasiada aceleración y peligrosas distracciones en el bloque defensivo.

    De esa manera, el equipo sanjuanino, que dispuso un interesante bloque de cinco hombres en la zona central, tuvo mucho menos la pelota, pero la administró mejor.

    En una de esas incursiones ofensivas, el elenco `verdinegro` se puso en ventaja, a los 34 minutos.

    El colombiano Humberto Osorio le ganó en velocidad a Rolando Schiavi y al capitán local no le quedó otra alternativa que cortarlo con infracción.

    El árbitro Pezzotta sancionó el penal (pero no le mostró ninguna tarjeta al experimentado defensor auriazul) y Mauro Bogado cobró la falta, cambiándolo por gol, con remate bajo, junto al palo derecho, del retornado Agustín Orión.

    El conjunto local cargó en procura del empate y sobre los 39m., en su primer acercamiento más o menos serio a la valla de Luis Ardente, dispuso de una chance nítida para empatar.

    Un centro de Sánchez Miño no pudo ser alcanzado por Viatri y el rebote le quedó al uruguayo Silva, quien despachó un remate fuerte que parecía irse desviado.

    Pero el delantero Caprari interpuso su mano y el árbitro sancionó el penal pertinente.

    Además le mostró la tarjeta roja al jugador del equipo sanjuanino.

    La ejecución de Schavi, deficiente, se fue al lado del palo derecho de Ardente.

    Herido en su orgullo, el `Flaco` fue por revancha.

    Y la obtuvo, en tiempo de descuento, cuando metió un sablazo bajo que se le coló al guardavallas por el centro del arco, para decretar el 1-1.

    En la segunda mitad, los ingresos de Leandro Paredes y Cristian Chávez, más la superioridad numérica, hicieron imaginar un dominio abrumador del local.

    Sin embargo, si bien manejó la pelota mucho mejor que en los 45m. iniciales, al Xeneize le faltó claridad en los metros finales, como para inquietar a un seguro arquero rival.

    Las llegadas de Boca se produjeron por remates desde larga distancia.

    Así, a los 7m., Sánchez Miño remató libre y propició una buena respuesta del arquero visitante.

    Y lo mismo ocurrió a los 19m., cuando Ardente mandó al córner un disparo del uruguayo Albín.

    El equipo local sustentaba sus ilusiones de victoria en un mejor desempeño de Walter Erviti (pasó a jugar como volante central en la segunda parte) y en las subidas del uruguayo Albín.

    Pero todo con sabor a poco. San Martín resignó cualquier pretensión ofensiva y, con el correr de los minutos, se fue enamorando del empate.

    Por la inferioridad numérica y por el valor intrínseco de obtenerlo en un reducto como la Bombonera.

    El visitante se refugiaba cada vez más atrás y Boca, por la `cancha de arriba` tuvo otra chance, cuando Silva metió un cabezazo que salvó Ardente (39m.).

    De allí hasta el pitazo final de Pezzotta (de discreta labor), Boca fue empuje y tesón, pero muy poca claridad.

    Y el equipo sanjuanino cumplió su libreto para aferrarse al empate.

    -Síntesis-

    Boca Juniors: Agustín Orión; Emiliano Albín, Rolando Schiavi, Guillermo Burdisso, Clemente Rodriguez; Diego Rivero, Leandro Somoza, Walter Erviti, Juan Sánchez Miño; Santiago Silva y Lucas Viatri. DT: Julio Falcioni.

    San Martín: Luis Ardente; Francisco Mattia, Cristian Grabinski, Lucas Landa; Mauro Bogado, Maximiliano Bustos, Reinaldo Alderete, Emanuel Más; Jorge Luna; Gastón Caprari y Humberto Osorio. DT: Gabriel Perrone.

    Goles en el primer tiempo: 34m. Bogado (SM); 46m. Schiavi (BJ)

    Cambios en el segundo tiempo; antes del comienzo; Leandro Paredes por Somoza y Cristian Chávez por Rivero (BJ); 16m. Cristian Alvarez por Luna (SM); 30m. Federico Poggi por Osorio (SM); 32m. Nicolás Colazo por Albín (BJ); 38m. Diego Sosa por Bogado (SM)

    Incidencias en el primer tiempo; 39m. expulsado Caprari (SM); 40m. Schiavi (BJ) desvió un penal.

    Amonestados: Bogado, Alderete (SM)

    Cancha: Boca.

    Arbitro: Sergio Pezzotta.

    Fuente: Télam
    Enlace:  http://www.telam.com.ar/nota/39437/