Argentina siguió su triste caída en Brasil

2

Para qué tantas expectativas, tantas ilusiones. Para qué soñar con que un punto, una levantada en Brasil contra Brasil era posible. Con esta realidad raquítica del fútbol argentino, penosa, por qué no vergonzosa, nada es posible. Jugando muy mal, casi no jugando, Argentina fue bailado por el puntero de esta eliminatoria rumbo al Mundial con un 3 a 0 que profundiza la triste caída de nuestro fútbol, que ya alcanza a esta pobre Selección. Un Mundial que comienza a escaparse, una goleada merecida, jugadores que insoportablemente siguen en pie cuando deberían hacerse a un costado, un técnico sin rumbo como sus dirigidos. Por el contrario, los de Tite hacen todo bien, y lo hciieorn esta noche en Belo Horizonte para cortarse arriba.

El superclásico fue partido hasta el primer gol. El equipo de Bauza, con un planteo conservador pero correcto, pareció llevar las riendas. Messi activo, golpeado por Fernandinho que debió ser expulsado. Enzo Pérez, en su retorno, de buen andar aunque no aprovechara su ocasión en el inicio. Biglia haciendo revolcarse al arquero Alisson desde afuera.

Pero Brasil tiene un plus, siempre un conejo de la galera. Apenas había avanzado hasta el área de Romero, cuando a los 25 una linda combinación terminó con pase de Neymar a Filipe Coutinho, y el del Liverpool enganchó y con derechazo quebró el marcador. De ahí en más, aunque Argentina intentó algo, la noche y la alegría fue brasileña, con un show de los protagonistas de la apertura. Coutinho de gran movilidad y  Neymar imparable para los lentos, flojos marcadores nacionales.

El crack del Barcelona remató en el palo tras gran jugada, y sobre la hora, cuando la albiceleste aún tenía esperanzas de algo, liquidó el partido. Esta vez fue Gabriel Jesús, la perla del Palmeiras y futura del City de Guardiola, quien lo asistió y Neymar definió frente a Romero para sentenciar el desarrollo. Tal vez mucho, pero Brasil fue incuestionablemente mejor y lo marcó donde se debe, en la red.

Encima del baile local, el DT Bauza no supo cómo revertir el panorama. Además de que sus jugadores de nuevo parecieron estar en Europa, sin rebeldía, sin ganas, el entrenador hizo mal los cambios, partiendo nuevamente al equipo, e insistiendo con su capricho en poner apellidos y no cualidades. Afuera Enzo Pérez y adentro otra vez Agüero, un delantero de más innecesario, un jugador más en la cancha, que no pesó. Qué decir de Higuaín, Di María, Mascherano, qué le podemos pedir al pobre Messi sin sociedad, en medio de una pobreza absoluta. Y si miramos de nuevo el banco, vemos a Banega sin entrar y a Lavezzi, ese jugador que vive en China. Y una defensa inexistente, impotente, vulnerable, triste como el resto del once.

Por el contrario, Brasil fue todo bueno, de abajo hacia adelante. Sólido, aplomado, perfecto, contundente, con futbolistas  que también juegan en Europa pero que rinden. NO fue extraño, aunque doloroso, el samba que Argentina bailó al compás de sus rivales. Gabriel Jesús casi marca a pase de un Neymar muy solo, Zabaleta sacó en la línea a Paulinho tras error de Funes Mori, otro irreconocible, Dani Alves estrelló un tiro libre en el palo. Y a los 13, Renato Augusto bajó de cabeza y Paulinho tras un rebote decretó el 3-0. Lo demás fue más de lo mismo, y si Brasil no hizo el cuarto o el sexto antes que el quinto fue por terminar mal la jugada. Neymar dos veces y el ingresado Firmino otras perdieron claras chances.

Antes del encuentro, nuestra veterana amiga allegada a nuestra redacción había pronosticado sobre el clásico un casi lapidario “mmm, tengo miedo, con eso te digo todo”. Nuevamente la señora acertó, como contra Perú. Es muy visible el diagnóstico de un equipo pobre desde todo punto de vista. Se puede perder hasta 9-0 con Brasil, pero de otra forma, más digna, más compettitiva, más trabajosa para el rival. Es cierto, el 1-0 rompió todo. Pero en esta Selección argentina, algo, mucho, viene roto de antes. Y en consecuencia, si no se arregla, la caída puede ser peor.

 

FICHA DEL PARTIDO

Eliminatorias para la Copa del Mundo de la FIFA Rusia 2018

Zona América del Sur, fecha 11

Jueves 10 de noviembre de 2016

Brasil 3-0 Argentina

Filipe Coutinho 25´, Neymar 45´,Paulinho 58´   (B).

Estadio: Mineirao (Belo Horizonte, Brasil).

Arbitro: Julio Bascuñán (Chile).

BRA: Alisson; Dani Alves, Miranda, Marquinhos, Marcelo; Fernandinho, Paulinho, Renato Augusto, Philippe Coutinho; Neymar y Gabriel Jesús. DT. Tite.

ARG: Romero; Zabaleta, Otamendi, Ramiro Funes Mori, Más; Enzo Pérez, Biglia, Mascherano, Di María; Messi e Higuaín. DT. Edgardo Bauza.

Cambios: 46´ Agüero por Enzo Pérez (A), 71´ Angel Correa por Di María (A), 81´ Roberto Firmino por Gabriel Jesús (B), 85´ Douglas Costa por Filipe Coutinho (B) y 87´ Thiago Silva por Miranda (B).

 

RESULTADOS

Colombia 0-0 Chile

Uruguay 2-1 Ecuador

Goles: Coates 12´, Rolán 45´ +1 (U), Felipe Caicedo 45´ (ECU).

Paraguay 1-4 Perú

Goles: Riveros 10´ (PAR), Ramos 49´, Flores 72´, Cueva 81´, Edgar Benítez autogol 85´ (PER).

Venezuela 5-0 Bolivia

Goles: Kouffaty 3´, Joseph Martínez 10´, 68´ y 70´, Otero 74´(V).

Brasil 3-0 Argentina

Goles: Filipe Coutinho 25´, Neymar 45´, Paulinho 58´   (B).

 

POSICIONES

  1. Brasil 24 puntos
  2. Uruguay 23
  3. Colombia 18
  4. Ecuador 17 (+3)
  5. Chile 17 (+2)
  6. Argentina 16
  7. Paraguay 15
  8. Perú 14
  9. Venezuela 5
  10. Bolivia 4PRÓXIMA FECHA (12)

    Martes 15 de noviembre

    17 HORAS, Bolivia-Paraguay

    18 horas, Ecuador-Venezuela

    20.30 horas, Chile-Uruguay

    20.30 horas, Argentina-Colombia

    23.15, Perú-Brasil

    Diego Martín Yamus.
    diegoanita@hotmail.com.ar

@lostribuneros